17 de septiembre de 2017

Cómo Agua Para Chocotale



Con éste libro, desperté de mi letargo, de esa época en que los libros pasaron a un  tercer o cuarto plano después de los estudios, la televisión y distracciones mil, alejando el placer de la lectura por estar demasiado cansada o estresada para dedicarle aunque sea solo unos minutos diarios. Pero el otro día de paseo por el muelle, vi a un Señor disfrutando de su ratito de lectura, junto a su botella de agua, y la paz y la tranquilidad que le brindaban  soledad, la brisa del mar, y a penas unos pocos transeúnte que pasábamos por ahí. "Quiero ser él" pensé por unos instantes ; )
Y así me propuse volver a la lectura, cogí el libro que llevaba meses mareando siempre conmigo de un lado a otro, sin apenas pasar por de las primeras páginas, y en dos días devoré su contenido. Que felicidad, que alegría volver a leer, disfrutar de la lectura, me dolían los ojos de tanto leer con tanta poquita luz ya, esto pasó un día a las siete de la tarde en mi parque favorita, pero estaba feliz porque leer es algo maravilloso, sin duda una delicia para los sentidos.

"Como agua para chocolate" de Laura Esquivel, sin duda es un libro que me encanta. Lo disfrutas por; La intriga de  saber si lo que tanto anhela la protagonista sucederá o no, por lo fantasmagórico del libro, y por las mil y una anécdotas que te harán reír. Le pongo un nuevo por que solo hay una cosa de él que no me ha gustado, por lo que le resto un punto. Pero no te diré que es, para no desvelarte ninguna sorpresa, léelo y luego me cuentas ...






15 de septiembre de 2017

Tareas por hacer ...


Aprender a tocar el piano

Aprender más francés

Aprender más inglés 

Tener hijos

Comprar-me una guitarra seguir aprendiendo

Viajar, viajar mucho

Terminar la carrera de Medicina

Escribir un libro



¿Me dará tiempo?

Mucho por  por hacer...



14 de septiembre de 2017

El Cuarto del Bebé

En un tratamiento de fertilidad piensas esto:
¿Y si me quedo? Entonces comienzas a pensar en las cosas que son inmediatas y las que no tanto, rápidamente calculas la fecha posible de parto, los meses en los que tendrás barrigón y la ropa que probablemente te cabrá y la que no; Cuando la gente te lo empezará a notar, o cuando se lo contarás, las fiestas de después la
"NO babyshower" la fiesta de Bienvenida, el bautizo, los cumpleaños, la decoración sus sucesivas habitaciones según edad y mil y una cosas más. También  oras para que  Dios te lo cuide y que no le vaya a dar ni tan siquiera un resfriadito. Piensas en  su papel en el mundo, si será relevante, si será famoso, o si pasará desapercibido para todos menos para unos pocos.
En fin que piensas en muchas muchas cosas, porque con cada tratamiento tu vida puede cambiar, o.. ser exactamente igual que siempre, con ese vacío que sientes cuando ten falta algo, pero con el que aprendes a vivir porque no te queda más remedio.
Y Así yo,  pasé de planear leerme semana a semana la evolución científica de mi embarazo, quedándome siempre en las primera semanas a las espera de un positivo que nunca llegaba, a ver en youtube los consejos de Johnson's Baby  sobre el cuidado del bebé a devorar todo la información a mi alcance sobre lactancia materna. Pero cuando año tras año el embarazo no llega, ya te olvidas de planear, incluso cuando haces un tratamiento te enfrentas a él si plantearte absolutamente nada  del embarazo... 
Pero el otro día de repente me encontré pensando en un "¿Y si...?" Pensé que si me quedaba embarazada y tenía un bebé, no tenía nada para preparado para él, en una casa que lo esperó mucho, pero que al no llegar, siguió su rumbo. paradójicamente compramos la casa solo unos meses después de decidir que ya queríamos ser padres, así que mi/is futuro/os hijo/@s ya han tenido habitación en diferentes emplazamientos de ella. Primero la habitación del fondo, luego la de la entrada, y hasta las cunitas a ambos lados de la cama matrimonial estuvieron planificadas en su momento. Pero Como he dicho, al no llegar bebé la casa siguió su propio rumbo: Un proyecto de estudio de música, una habitación para el ordenador con un sofá cama, y alguna  mesilla, dieron paso al habitación de la batería, y o otra vez al proyecto de  estudio de música, en el caso de la  habitación del fondo; Y la de la entrada paso de ser mi
estudio-oficcina, a la habitación de invitados con sendas visitas a sus espaldas, para convertirse en lo que es actualmente, mi vestidor. Pasando a tener mi estudio en el dormitorio principal quedando
ya muy poco espacio para cunitas o armarios de princesa, lo que me deja como resultado un  "¿Y si me quedo embarazada esta vez? ¿Donde pondré al bebé?"...

11 de septiembre de 2017

Tratamiento de fertilidad


Es oír estas palabras y ya ponerme nerviosa, me falta la respiración y me siento fatal.
Había leído al comienzo de todo esto de la in-fertilidad y sobre todo al comienzo de mis tratamientos, que muchas pasaban por el miedo a hacerlos o más bien el miedo a los negativos después de ellos. Y que por esto, muchas parejas o mujeres solas desistían de hacerse uno o más intentos. Siempre me pareció que no era para tanto, o mejor dicho si era para mucho; Las que hemos pasado por esto sabemos lo duro física y emocionalmente que es: las inyecciones, los ayunos previos, las nauseas y todos los síntomas que acarea la bomba hormonal a la que nos sometemos voluntariamente, la hinchazón de estomago, la pesadez, el dolor de pecho etc... todo esto sumado a los altibajos emocionales, los malos humores, los llantos con o sin motivo, el in-somio, o el caerse de sueño por las esquinas en la etapa de los óvulos de progesterona, la angustia, esperanza y desesperanza a parte iguales durante la beta espera, todo todito es muy duro si.  Pero yo siempre dije que por la recompensa de un positivazo y de tener a mi bebé en brazos, pasaría por ello una y otra vez si era necesario. Sin embargo voy por el 5º tto en diez años, y ya no lo veo tan claro. Es decir, si por supuesto que por el momento  no me rindo y si tengo que hacer otro tratamiento u otros tres los haré. Pero hoy día me enfrento con más angustia sin cabe, como he dicho al comienzo de esta entrada solo de pensar en los tratamientos lloro y sufro muchísimo porque lo único que conozco de ellos en carne propio, es  lo devastada que me  quedo   negativo tras negativo. Y aunque quiera poner todo mi ser en creer y tener fe, no puedo evitar pensar en  lo duro que es pasar por todo aquello para nada, para tener que volver a empezar o tirar la toalla, para hallarme una vez más con lo brazos vacíos y con mil ilusiones rotas...

Por eso he decido  que en caso de hacer un nuevo tratamiento, el mismo  no vaya conmigo, todavía estoy practicando el arte de hacerme la loca y desinteresada, he de confesar que aún no me sale, pero lo lograré estoy segura, porque mi tranquilidad y salud dependen ello.

10 de septiembre de 2017

Y a la Noticia de nuevo embarazo...

Bajón monumetal

Pero antes de esto, un inciso para contaros que venía yo de capa caída no tan tristona como ayer, pero con el mismo sentimiento, y deseando soltarlo todo para sentirme mejor (en un ratito) y bueno pues aunque igualmente me desahogue, la verdad es que ya me siento mejor. Y es que no hay nada como descubrir que alguien te lee para ello. Y es que vamos a ser honestos. A la vez que a veces da pudor escribir por pensar que te leen que ya no es un blog anónimo, vamos que tiene firma y que por ello en determinados casos igual no procede expresar todo lo que te nace y sale del corazón le pese a quien le pese. Por otro lado aunque para mí ya es terapia escribir, me basta con dejarlo escrito para sentirme mejor, tb es verdad que si tengo mi diario abandonado es por algo, ya no tengo que esperar a morirme para que alguien lo encuentre y lo lea (fantasía infantil desde que leí el diario de Ana Frank). Los motivos por los que mi escritura es pública son variados y diversos y darían seguro para una larga entrada. Solo diré que me gusta que me lean como a cualquier hijo de vecino y además me encanta compartir mis vivencias. 
Y diréis ¿Por qué no cuenta esto? Pues resulta que desde que la interfaz de blogger cambió ando un poco despistada,  no veáis lo que me cuesta dar con las cosas, horas me he pasado buscando la lista de lectura (aquí iría un  icono de una carita con una  gotita de sudor colgando, pero no hay, así que please imaginárosla). De modo que  como en los comentarios nunca veía comentarios nuevos, pues pensaba que no había y pues que nadie me leía ya, o que si pero que pasaban de comentar. No sé, a decir verdad visitas al blog sé que tengo, pero nunca sabes a ciencia cierta si es alguien ha entrado buscando otra cosa o si te lee de verdad. También sé que hay quien lee pero no comenta, yo misma un millón de veces.  Nada que así de casualidad como quien no quiere la cosa, a la izquierda de la interfaz del blog  me he encontrado con el icono "Comentarios a la espera de moderación" y me ha dado un vuelco, he picado y vaya sorpresón¡¡ que me he llevado, de ver allí a las de siempre y alguna más unos 10 o 12 comentarios por moderar. Hay quien pensará "vaya caca", pero no no, para mí mola mucho y es montón. Así que chicas y chicos (por si acaso hay alguno) Gracias por estar ahí seamos muchos o pocos a mí me mola.

Y nada esta entrada tiene tan buen rollo que voy a dejar la del bajón para otra  que ya no publicaré hoy. 


Gracias por sacarme mil sonrisas, Las adoro : )


7 de septiembre de 2017

ADN..

No a todos,

pero si a muchos de los que pasamos por la infertilidad se nos presenta esta encrucijada de ¿Usar o no usar?, a veces  ni siquiera es una encrucijada el médico te dice que con lo tuyo no puede ser, y entonces la duda es si usar el de desconocido o simplemente no usar ninguno. En Nuestro caso la alternativa del donante siempre ha sido para los médicos un plan B a tener en cuenta "Podemos usar el vuestro y si vemos que no funciona, entonces plan B". Sin embargo frente a esto he de reconocer que mis inclinaciones han cambiado bastante hasta ponerme diametralmente al otro lado. No que ya me halla decidido, pero lo que el pasado era un No rotundo, se tornó poco a poco en un tal vez, hasta llegar hoy a un  "¿Y por qué no usar B como plan A?, hecho que crea confusión en los médicos que no quieren darse por vencidos tan pronto (pronto para ellos que no cargan con una secuela de más10 años) Ellos que juegan a veces  a ser D... y creen que en sus manos está el tornar algo imposible en posible. Pero la experiencia la desesperanza y los negativos que cargo, me hacen verlo todo de un modo distinto.
 Yo lo que quiero es ser madre, ¿Los medios? No importan tanto...


17 de agosto de 2017

Vacaciones Eternas...


¿No te parece que seria genial estar siempre de vacaciones? te explico, para mí vacaciones es descansar, fluir sin límite, disfrutar, y relajar. Cosas que puedo hacer también cuando no estoy de vacaciones, pero no es lo mismo ni sabe igual, no señor de ninguna manera. Yo acabo de volver de vacaciones, han sido unos días geniales, como ya dije de relajar, fluir y cargar pilas. Y aunque me encanta mi vida como está ahora y con todos los proyectos que tengo por delante, reconozco que son estos junto con un montón más los que me tienen en un constante estrés, acumulando kilos a base de comer para canalizarlo, pues a veces  ni tiempo me da ir al gimnasio tengo, ¿Y todo para qué? Pues para que me den ganas de dejarlo todo he irnos a vivir "fuera del sistema en plan hyppie como le digo siempre a David"
Así que mi propósito (que por proponérselo no quede) es si, volver a la rutina, a los proyectos, el trabajo, la casa, la familia y todo lo demás. Pero eso si, fluyendo con calma y sin ninguna prisa, que la vida son dos días y no me da la gana de que el último día
me pille, con estrés y con todo por hacer...